Pequeñas diferencias (comprando juegos antes y ahora)

Uno de los inconvenientes de centrarse mucho en los videojuegos y consolas del pasado, es que uno se acostumbra a buscarse la vida por internet (aunque con el lenguaje que se usa en ciertas páginas, cada vez nos lo ponen más difícil) y al final se vuelve aún más torpe en las tiendas de toda la vida.

Bien, puede que haya generalizado un poco y sólo sea problema mío, pero de alguna forma tenía que empezar a venderos esta entrada en mi última visita a una famosa cadena de tiendas de videojuegos en la que me di cuenta de que, como diría Vincent en Pulp Fiction, aunque todo sea básicamente la misma mie***…, existen “pequeñas diferencias” a la hora de comprar videojuegos respecto a lo que pasaba en los 90 e incluso en la primera década del siglo XXI.

Si tío...ahora bañan los juegos en mayonesa!

Si tío…ahora bañan los juegos en mayonesa!

En fin, que durante las pasadas fiestas estaba en una de esas tiendas curioseando el catálogo de PS4 para hacerle un regalo a mi cuñado cuando, al darle la vuelta a la caja de un juego (Need for Speed Rivals), me llevé la primera sorpresa, ya que allí no había ni una miserable imagen del juego!

NFS Rivals de PS4 (y el pantallazo del juego?)

NFS Rivals de PS4 (y el pantallazo del juego?)

Vale, se supone que ahora con internet ya tenemos más que visto el juego que vamos a comprar, y eso es muy bueno para evitar decepciones, pero llamadme abuelo cebolleta o hasta masoquista, no puedo evitar echar de menos aquella lotería que era elegir un juego por la portada, darle la vuelta a la caja, ver unas pequeñas fotos del juego y emocionarte con lo que ibas a disfrutar cuando llegases por fin a casa para jugarlo (que luego resultaba que las fotos eran de la versión Amiga y cualquier similitud con la versión de Spectrum 48k que estabas comprando era pura coincidencia, pero la cosa hacía ilusión de todas formas). Además, siempre me han dado mala espina los juegos que no incluyen imágenes en la caja, es como si tuviesen algo que ocultar (sin ir más lejos, recuerdo tener el Godzilla de la Wii en mis manos por 10 euros y resistir el impulso consumista de hacerme con semejante “joya” por no ver una puñetera foto del juego en la contraportada).

Este pack lo tuve idéntico en Commodore64 (pero tengas el de Spectrum, CPC o c64, si hacéis zoom, veréis que las pantallas eran "versión Amiga")

Este pack lo tuve idéntico en Commodore64 (pero tengas el de Spectrum, CPC o c64, si hacéis zoom, veréis que las pantallas eran “versión Amiga”)

¿Será que en esta generación compañías como EA consideran que los usuarios por fin han alcanzado la madurez suficiente para no vendernos sólo potencia gráfica? ………

Después de esta primera sorpresa, como aún tenía algo de tiempo libre, me di una vuelta por la semi-extinta sección de Wii (sin U al final, la primera) y en unos de esos ataques irracionales de consumismo, me acabé llevando a casa el último juego de Las Tortugas Ninja basado en la nueva serie de dibujos de Nickelodeon.

Del juego no hay mucho que decir, “intenta” ser un beat’em up divertido para cuatro jugadores (con un éxito digamos discutible, aunque si no tienes ninguna espectativa, hasta se hace pasable), tiene algún guiño a los clásicos de Konami en forma de lanzamiento contra la pantalla de “masillas del clan del pie” y para mí, poco más que destacar…pero lo que quería comentar de él fue que supuso la segunda sorpresa del día:

Adivina cuál es la versión buena...

Adivina cuál es la versión buena…

Quito el plástico del precinto, en la parte interior derecha de la caja encuentro el disco del juego…hasta ahí todo normal, pero en la izquierda primero veo una hojita de publicidad de las nuevas figuras de las Tortugas “ya a la venta”, la retiro y aparece una segunda hoja anunciando la nueva línea de Lego dedicada a nuestros héroes verdes preferidos, …detrás una tercera hojilla plastificada con los códigos PEGI y una referencia a la web de activision, a continuación la información de Nintendo sobre la epilepsia y como cambiar los hertzios en la Wii…y ya está! ¿Y dónde está el maldito manual de instrucciones del juego? Tanto gasto de papel y en el fondo ¿qué me llevo yo a leer al WC cuando acabe de escribir esto?

No sé, tal vez compañías como Activision piensan que preferimos un apasionante tutorial obligatorio al principio de algunos juegos antes que unas vulgares hojas explicando una historia que no lee nadie (siendo justos, no es el caso de este Tortugas, pero sí el del Need for Speed que citaba arriba), pero aunque ya había oído algo sobre manuales en PDF que te tienes que descargar, es la primera vez que lo sufro en mis carnes, por lo que la cosa me dejó un poco mosqueado.

Dentro de la caja, publicidad sí, manual de instrucciones no

Dentro de la caja, publicidad sí, manual de instrucciones no

Y ya para acabar, uno pone el juego (aún no había perdido la esperanza de ver una opción con el manual incluido) y se encuentra que las instrucciones no están, pero en cambio sí encontramos un apartado enterito de “información legal” de 20 o 30 trillones de cláusulas que estuve tentado de leer en diagonal (empecé a hacerlo pero no tuve fuerzas para llegar al final…sobre todo, niños, no hagáis esto en vuestras casas!) .

Ese aviso legal es tan jugoso que daría para otra entrada, pero no me resisto a destacar esta perla: En el caso de haber adquirido el producto en formato CD-Rom o DVD y “no acceder a someterse” a las condiciones y políticas del contrato, “deberá devolver la caja SIN ABRIR donde se contenga el CD-Rom o DVD junto con el comprobante de compra, blablablá” [nota de molsupo: resulta que si estoy leyendo estas condiciones es porque he insertado un disco en mi Wii, cargado el juego y abierto el apartado del menú referente a información legal, y veo muy difícil hacer todo esto SIN ABRIR la caja…en otras palabras, si esto fuera legal –que por si alguien tiene dudas, en la Unión Europea no lo es- al abrir el juego automáticamente estaría aceptando todas sus condiciones incluso antes de leerlas]… en fin, que me dan ganas de hacer de Robert De Niro en El Cabo del Miedo y decirles a estos de Activision una cosa… “Abogaaaaaaadoooo!”

Sin desperdicio

Sin desperdicio